La Boca Resiste y Propone (Lbrp) manifestó a través de un comunicado que la actual dirigencia del club Boca Juniors solicitó permiso para cerrar tres de los cuatro terrenos que están en disputa por la causa judicial, amparándose en una supuesta "propiedad privada de esas tierras que, en verdad, son públicas".

Bajo el título “la gestión macrista del club Boca Jrs. busca avanzar sobre nuestros derechos”, la red barrial La Boca Resiste y Propone (Lbrp) difundió un comunicado en el que criticó a la actual dirigencia del club, que presentó un escrito para cerrar parte de las tierras de Casa Amarilla que se encuentran en medio de una disputa judicial.

“En el mismo solicita permiso para cerrar tres de los cuatro terrenos que están en disputa en la causa, amparándose en argumentos tales como la necesidad de garantizar la “seguridad” y la propiedad privada de esas tierras que, en verdad, son públicas. Le preguntamos al Club, ¿por qué es necesario garantizar la seguridad de las tierras? Y sobre todo… ¿de quiénes quieren cuidarlas? ¿La quieren cuidar de los pibes que van a jugar a la pelota? ¿De las murgas que van a ensayar antes del carnaval?”, reclamaron desde Lbrp. Sus integrantes recordaron también la medida cautelar que puso un freno a la venta de dichos terrenos por parte de la Corporación Buenos Aires Sur S.E., a pesar de lo cual el club Boca Juniors -con el presidente Daniel Angelici a la cabeza- continúa reclamando por dicho espacio público.

Por último, las y los activistas del barrio de La Boca remarcaron que “esas tierras son de todos, pero el club las quiere para sus negocios. La dirigencia del club Boca Jrs. quiere poner un alambrado y dejarnos afuera. Eso mismo que hace con los pibes del barrio que no conocen la cancha. Esa misma política de exclusión que caracteriza tanto al club como al Gobierno de la Ciudad. Nos Resistimos a que se avasallen los derechos de todos los vecinos y vecinas del barrio para que unos pocos puedan hacer sus negocios. Y Proponemos continuar luchando para frenar la venta de tierras públicas, con la firme convicción de que los poderosos de turno no van a arrebatarnos lo que es nuestro por derecho”.